En esta plataforma puedes comprobar lo que se siente cuando la corteza terrestre se agita, pero con la seguridad que las paredes no te caerán encima. En este simulador de terremotos podrás “vibrar” con diferentes intensidades sísmicas.

Para poder hacer estudios cuantitativos, los científicos han creado a lo largo del tiempo diferentes escalas. La más conocida es la de Ritcher, que sirve para cuantificar la energía liberada en un sismo. Esta escala solo sirve para terremotos de magnitud inferior a 7 y para grandes sismos se usa la escala sismológica de magnitud de momento, que apareció el 1970.

En Europa se utiliza, además, la Escala Macrosísmica Europea o EMS-98 que, a diferencia de las anteriores, no refleja la energía liberada en un terremoto sino el grado en que afecta un sitio determinado

Utilitzem 'cookies' pròpies i de tercers per oferir els nostres serveis. En utilitzar els nostres serveis, acceptes l'ús que fem de les 'cookies', segons es descriu en la nostra política de galetes, Més informació: política de privacitat. ACEPTAR

Aviso de cookies